martes, 20 de noviembre de 2007

REGALE LIBROS

REGALE LIBROS
POR; MAYRA SANTOS-FEBRES
Se acercan las Navidades. De hecho, desde hace dos semanas se están acercando. Cada año las decoraciones festivas se adelantan más. Me imagino que es para atormentar al abrumado consumidor, que dirá, al igual que yo "!No estoy listo para las Navidades!" Oh Dios, qué he de hacer!" No se apure, querido consumidor. Le tengo una solución certera - !regale libro!

Pero, preste oreja... El arte de regalar libros requiere la afinación de precarios balances, el justo empate entre lector y lectura. El emparejamiento debe ser certero. De nada sirve comprarle, digamos que a su amiga que se desvela porque el jefe se le declare en una escena que deje corta a la final de Richard Gere en "Pretty Woman"; repito, a esa amiga, de nada vale regalarle "Crimen y Castigo" (aunque si le convendría leerse a Madame Bovary o a La hija del capitán de Chejov, en vez de ese libro de Pablo Cohelo que la tiene pensando en pajaritos preñados)

Por ello he desarrollado una estrategia que quiero compartir con ustedes. Como la psicología ha suplantado todo lo que tiene que ver con calidad en el predio dela cultura, me sumo a los hunos y presento este método ejemplar. Funciona así: para cada personalidad existen libros de sensibilidades hermanas. Después de profundas reflexiones he desarrollado la siguiente lista que quiero compartir con ustedes. Quizás los ayude a desarrollar su propio método de regalar libros. .

1. tipo #1 : el maniaco-depresivo: Si usted tiene un amigo que romantiza la muerte, la soledad, el comentario que siempre desentona (con tal de verse "raro" y "profundo") regálele Tokio Blues de Haruki Murakabi. La cantidad de suicidios y depresiones dejará eleto a su amigo. Además, le estará regalando un clásico de la literatura contemporánea. Este libro, se lo aseguro, le va a encantar.

2. tipo #2 el depresivo ideológico: Este tipo de personalidad vive convencida de que la vida no vale nada; de que el hombre es el lobo del hombre y de que ningún cambio político, social o espiritual desviará la caída de nuestra especie en destrucción y la carniza. Si usted tiene en su lista navideña a alguien así, esta Navidad regalele la novela El pintor de batallas de Arturo Pérez-Reverte. El conocidísimo autor español se aleja del recuento de aventuras para echar una mirada a la guerra. El pintor de batallas es una excelente novela- quizás la mejor de Pérez-Reverte, aunque en ella, el autor no convoca a su Capitán Alatriste, sino a la tristeza de haber sido reportero de guerra en una sociedad que idolatra el espectáculo.

3. tipo#3: el calientito: Su actividad favorita es la tasación glútea. No existe jeva que no encuentre "comible". y cuando se da dos palos de más , hay que cogerle miedo, porque ni uno, que es amigo del alma, se salva. Para este amigo de personalidad hipersexual le recomiendo dos libros, el primero "Helarte de amar" del escritor peruano Fernando Iwasaki Cautí y el otro Cinco minutos para ser infiel del escritor puertorriqueño Emilio del Carril. Ambas lecturas le estimularán la bragueta y el cerebro, o viceversa, que es lo mismo. Recuérdele a su amigo que ambos órganos deben ser cultivados o si no, sufre la posibilidad de que uno o ambos, comiencen a disfuncionar.

4. tipo #4: la hiperfeminista. Esta Navidad va a ser fácil regalarle a esa amiga que no para de tronar contra los hombres y sus veleidades, contra el sistema patriarcal y contra la perdurable opresión de la mujer. Cualquier obra de Doris Lessing, la actual ganadora del Premio Nóbel es buena selección. Yo le recomiendo Diario de una buena vecina y The Golden Book para empezar. Y para ponerla en contexto, a su amiga hiperfeminista también le regalaría el Orlando de Virginia Woolf.

5. tipo #5: el technofreak: I Pods, My space, You tube- usted tiene un sobrino o sobrina que no puede vivir sin todos estos gadgets. Cuando la luz se va amenaza con el suicidio. Todo lo que lee, si lee, es de ciecia ficción. Nada más que para choquear a este elemento, yo le regalaría "El año del desierto" de Pedro Mairal. Es para ejercitar la mente e imaginarse un mudno en el que la civilización poco a poco desaparece. Reta, pero a fin de cuentas, le va a encantar el libro.

Y eso es todo por esta temporada. !Felicidades!

2 comentarios:

José H. Cáez Romero dijo...

Muy buenos consejos, lode Paulo Cohelo me mato, jaja, no me gusta tampoco, no creo q eso sea literatura, le di estos consejos a varias de mis amistades para que pensaran que regalarme, gracias Mayra como siempre, por divertirme con tu lectura.

l. j. dijo...

6. si por alguna extraña casualidad de la vida usted tiene una amistad cuya personalidad pueda resumirse en plain inteligente/sensible, regálele algo de santos-febres (no me ha fallado ni una vez, siempre se quedan alelados, admirados y otros tantos “ados” que implican contentura literaria –un placer que a nadie debería negársele en época navideña)